POLITICUS.MX

Hermosillo, Sonora

Internacional

Cae Julian Assange, filtrador que cimbró EU

Abril 12
8:03 2019

La policía británica lo arrestó luego de que Ecuador le retiró el asilo diplomático, lo que abre camino para su extradición

Policías británicos detuvieron ayer a Julian Assange, periodista y activista que creó el portal WikiLeaks para revelar operaciones confidenciales de todo el mundo.

 

El arresto ocurrió luego de que el gobierno ecuatoriano de Lenín Moreno retiró el asilo diplomático a Assange, quien vivía en la embajada de Ecuador en Londres, en calidad de refugiado.

Este operativo allana el camino para su extradición a Estados Unidos por su papel en filtraciones de información clasificada.

Tan es así que funcionarios de la Unión Americana lo acusaron de conspiración horas después de que fue sacado de la sede diplomática por más de siete agentes, quienes lo subieron a una camioneta.

Eso ocurrió mientras Assange gritaba: &ldquoesto es ilegal, no me voy&rdquo.

Posteriormente, fue traslado a un tribunal de Londres, donde se declaró no culpable de no haberse entregado a la corte en 2012.

Sin embargo, el juez de distrito, Michael Snow, calificó a Assange, quien vestía pantalón de mezclilla y una camiseta negra, como un "narcisista" y le recriminó haberse saltado la libertad condicional.

La sentencia se conocerá posteriormente.

BUSCAR INFORMACIÓN

La policía explicó  que arrestó a Assange, de 47 años de edad, después de haber sido llamada a la embajada.

El australiano fue sacado de la legación con el libro de Gore Vidal Historia del estado de seguridad nacional.

Fiscales estadunidenses presentaron cargos contra él por intentar acceder a una computadora con información clasificada del gobierno de Estados Unidos junto a la exanalista de inteligencia militar, Chelsea Manning, en 2010.

Esta acusación se hizo en secreto en marzo del año pasado y fue revelada ayer

Con esto, el analista se expone a una sentencia de cinco años de prisión, siempre que Washington no presente más cargos en su contra.

La acusación de Estados Unidos procede de una larga investigación criminal que se remonta a tiempos del gobierno de Barack Obama.

Se originó tras la publicación de WikiLeaks en 2010 de cientos de miles de reportes militares sobre las guerras en Afganistán e Irak y comunicaciones diplomáticas entre funcionarios.

"Los cargos se relacionan con el supuesto papel de Assange en uno de los mayores compromisos de información clasificada en la historia de Estados Unidos", indicó el Departamento de Justicia.

EL PLEITO CON QUITO

En 2012, el exmandatario ecuatoriano Rafael Correa otorgó asilo diplomático a Assange para permanecer en calidad de refugiado en la embajada de su país.

No obstante, la actual administración terminó con la concesión, luego de que esta semana el portal reveló información privada de Lenín Moreno.

El canciller de Ecuador, José Valencia, expuso las razones por las que se retiró el asilo.

Se trata de interferencia en asuntos internos, amenazas a Ecuador, inconsistencias en su naturalización y su estado de salud.

De acuerdo con Valencia, Assange y sus abogados "han proferido amenazas insultantes contra el Estado".

Ayer por la noche, la policía del país sudamericano arrestó a un desarrollador sueco ligado a WikiLeaks.

 

EU: UNA DÉCADA TRAS EL PERIODISTA

La Casa Blanca quiere procesar al activista por considerarlo una amenaza para la seguridad nacional

El 4 de octubre de 2006, fue lanzada la página WikiLeaks.org, una organización dedicada a publicar documentos anónimos de interés público a través de filtraciones.

Desde entonces, su fundador, Julian Assange está en la mira de Estados Unidos, tras la divulgación de información de la política de la Unión Americana.

Washington busca procesar al periodista y activista al considerarlo una amenaza para la seguridad nacional.

El derecho estadunidense condena duramente la filtración de documentos confidenciales.

Sin embargo, la primera enmienda de la Constitución de EU protege la publicación de la información en los medios de comunicación.

En este contexto, la administración del expresidente Barack Obama (2009-2017) renunció a demandar a Assange, quien logró mantener sus actividades desde la embajada ecuatoriana en Inglaterra.

Posteriormente, el presidente Donald Trump también se vio involucrado.

"Me encanta WikiLeaks", declaró durante la campaña de 2016, cuando el portal publicó miles de correos electrónicos de Hillary Clinton.

Tras ganar las elecciones rechazó tener algún vínculo con Assange.

Finalmente, ayer se negó a comentar sobre la detención.

"No sé nada de WikiLeaks, no es asunto mío", dijo, aun cuando la administración de su país realizó la solicitud de extradición.

Fuente: https://www.excelsior.com.mx/

Redes Sociales

Artículos Relacionados

0 Comentarios

¿Qué te pareció la nota? Comparte tu opinión...

Tu correo electrónico no será publicado.
Campos requeridos *

LAS MÁS VISTAS
🔀Búscanos en Facebook
🔀Síguenos en Twitter